Geoglifos. Iquique



EL SEÑOR DE ATACAMA Y EL CERRO DRAGÓN
El Señor de Atacama es un geoglifo, el más grande de Chile (y quizás del mundo), situado a 34 kilómetros del pueblo de Huara, en medio del Desierto de Atacama. Es una representación de Viracocha (u otra deidad preincaica) en un lugar sagrado para los pueblos originarios. Además, hay otros datos; otros petroglifos poco conocidos, y naturalmente con muchas de mis fotografías…

Geoglifos de Pintados
Patrimonio de la Humanidad

En la comuna de Pozo Almonte, a 94 kilómetros de la ciudad de Iquique, I región del país, podemos maravillarnos con los Geoglifos de Pintados. Es un sitio arqueológico de alto interés científico que hoy es resguardado por la Corporación Nacional Forestal CONAF. Durante mucho tiempo e incluso hoy día está expuesto a la temible destrucción por parte de los visitantes que, desconociendo su valor cultural , remueven las piedras que representan figuras con un claro objetivo de comunicación.

Mucho se ha especulado con respecto a su utilidad. Incluso se planteó en más de una oportunidad que sirvieron como señales para los extraterrestres. Lo cierto es que los habitantes de la Pampa y el desierto fueron unos comunicadores solidarios, estas figuras servían como guía a las grandes caravanas que provenían del altiplano y pasaban por la Pampa del Tamarugal.

Pintados, ubicado a unos 1.035 m.s.n.m., tiene 355 figuras de las cuales 137 corresponden a formas geométricas, 97 son zoomorfas y 121 antropomorfas. En Cerros Pintados se puede observar claros senderos que fueron parte del sistema de rutas, por lo general con una buena cantidad de llamas, que cruzaban el desierto para conectar la costa con la pampa, valles, quebradas, cordillera y el altiplano andino en forma contínua.

Los Geoglifos cumplieron una función clave en estas rutas. Son señalizaciones de ruta, avisos de aproximación a las aguadas, identificadores de pertenencia, de ritos, de etnias o ritos vinculados a las caravanas. También pueden interpretarse algunas como figuras netamente simbólicas que hoy podemos encasillarlas como manifestaciones de arte propias de nuestra especie. donde lo recreativo juega un importante papel.

La figura de rombo escalonado presente en Cerros Pintados y en otros sitios con geoglifos, sirve para explicar los circuitos caravaneros, frecuentes en todo el territorio de Tarapacá. De acuerdo al patrón estilístico es posible establecer algunos contactos y relaciones culturales con Tiwanaku, interpretándose como un sitio religioso panandino que cubre todo el escenario y espacio andino en el período medio, intermedio y tardío, es decir entre los 500 al 1450 años D.C.



Geoglifos de Tiliviche:
Se trata de la concentración de unos 100 geoglifos en actitud de viaje a la costa, ubicados en la ladera sur de la quebrada de Tiliviche, a unos 600 m. al oeste de la Carretera Panamericana, siendo visibles desde la ladera norte-sur de esta quebrada.
Es posible apreciar figuras de camélidos gigantes y hombres dibujados en esta ladera. El sistema de elaboración es raspado de superficie, con amontonamiento de piedras redondeadas.

Vistas:


Vistas2: