Condor



NOMBRE(S) LOCAL(ES):
Cóndor, buitre

DISTRIBUCIÓN EN CHILE:
en todo el país

HABITAT:
a lo largo de toda la Cordillera de Los Andes; llegando hasta las costas en la zona norte y en el extremo sur del país.

DESCRIPCIÓN:
Largo: 110 cms.

Macho: Cabeza y cuello desnudos de color rojizo oscuro. Sobre el pico y la frente gran cresta del mismo color de la cabeza, que baja por ambos lados del pico en forma de pellejo colgante. Collar de plumas blancas en la base del cuello. Todo el cuerpo cubierto con plumas negras con algunos brillos metálicos. Cubiertas alares con faja blanca dividida por linea negra. Primarias negras. Secundarias negras con barba externa blanca. Pico grueso ganchudo, mitad basal carnosa, mitad externa color hueso. Patas café apizarradas. Ojos marrón.

Hembra: más pequeñas que el macho, sin la cresta, con ojos rojos.

Inmaduros: de color pardo grisáceo con la cabeza y cuello negruzcos. Se puede decir que es el ave símbolo de la Cordillera de Los Andes. Habita en las grandes alturas de esta gran cadena montañosa desde Venezuela y Colombia por el norte, hasta los últimos rincones de Tierra del Fuego por el sur. Sin embargo, tanto en Perú y la zona norte de Chile como en el extremo sur del continente, es posible verlo llegar hasta la costa.

Es una de las aves voladoras más grandes. Se distingue fácilmente tanto en tierra como en vuelo por su gran tamaño, con un largo de entre 100 y 120 cms y una envergadura que sobrepasa los 3 mtrs., además de su característico collar de plumas blancas. Excelente voladora, sabe aprovechar a la perfección las corrientes de aire ascendente, pudiendo tener interminables planeos que le permiten cruzar valles y montañas sin mover sus alas.

Muy rara vez ataca a animales vivos (y de hacerlo elige a los recién nacidos, enfermos o moribundos) debido a que se alimenta principalmente de carroña, animales y peces muertos que logra ubicar desde las alturas debido a su vista extraordinariamente aguda. Una característica es que al no ser un ave cazadora, como el águila, aguilucho o halcón, no posee las típicas patas de éstos con dedo trasero desarrollado y prensil y uñas curvas, largas y puntiagudas; sino que las uñas son romas y poco curvadas y el dedo trasero poco desarrollado y a diferente plano con respecto a los dedos delanteros, siendo sus patas más similares a las patas de las gallinas. Por este motivo, el Cóndor no puede tomar a la presa y llevarla a un lugar más seguro para alimentarse, por lo que debe comer en el mismo lugar en donde encontró al animal muerto. En su gran buche, que le permite transportar hasta 4 kgms. de alimentos le lleva la comida a su cría en el nido. Muchas veces come tanto que le es difícil levantar vuelo por el exceso de peso y otras veces simplemente no puede hacerlo y debe reposar un rato.

Este hecho ya conocido en los tiempos de la colonia, lo usaban a su favor los campesinos y arrieros, quienes pensaban erróneamente que los cóndores mataban a su ganado. Impedían que volaran matando a un animal herido o viejo y esperando a que estas aves se lo comieran entero. Luego, al no poder volar los mataban a golpes de palos. Conocida es la lámina histórica nº 23, del Tomo 1 de la obra "Historia Física y Política de Chile" de Claudio Gay (1854), en que justamente aparece una caza de cóndores de esta manera.

Otra característica de los cóndores es su pico ganchudo, grande y muy fuerte, que le permite romper el duro cuero de animales como vacas, guanacos y llamas, y triturar sus huesos. Debido a ésto, otras carroñeras menores como los Traros, Caranchos y Jotes, esperan la llegada de cóndores para que lo rompan o desgarren y poder alimentarse, aunque para ello deban esperar que los cóndores terminen de alimentarse o puedan arrebatarles algún pedazo de carroña. Interesante también es la jerarquía en cuanto a la alimentación del cóndor: primero comen los machos adultos, luego las hembras adultas y al final los jóvenes.

Justamente por volar a grandes alturas a través de las altas montañas de la cordillera, es que elige estos lugares para anidar, pasar las noches o las tormentas, buscando alguna grieta, caverna o cueva profunda. No construye nido, ya que coloca el único huevo en una simple cama de piedrecillas o directamente en la roca.

Queda clara la función biológica de esta especie en el ecosistema, junto a las otras de la familia Cathartidae, ya que incluso esta palabra viene del griego "Kathartes" que significa el que limpia.

Vistas:


Vistas 2: